was successfully added to your cart.

El influjo de la luna es una realidad de nuestro hábitat. El caso más conocido es su magnetismo sobre las mareas; la luna genera una fuerza centrípeta compeliendo a que los materiales tiendan a irse hacia fuera, de ahí las pleamares. Es como si la masa acuosa de los océanos quisiera irse y volver del planeta por voluntad del satélite.

Esta inferencia se traslada a los seres vivos causando que a las plantas les fluya más savia o que en los humanos varíe tanto la percepción objetiva como subjetiva del sueño. Pero esto es solo el comienzo.

Elixir, ambrosía, néctar, panacea, quimera… adjetivos muchos, secreto único: la Luna. Moonwater se embotella en luna llena haciendo de cada edición una experiencia irrepetible.

Y a ti, ¿cómo te afecta la Luna? No hace falta que esperes a la próxima Luna llena. Siente Moonwater y cuéntanoslo (#Moonwater). 

¿Qué es Moonwater? ¿Y tú me lo preguntas?

Moonwater… eres tú.